Menu

En Maicao desmantelaron red de secuestro extorsivo

Tropas del Grupo Blindado Mediano “General Gustavo Matamoros D'Costa” de la Décima Brigada Blindada, orgánica de la Primera División, desmantelaron una red que según el Ejército Nacional se dedicaba a extorsionar habitantes del municipio de Maicao, especialmente en el corregimiento de Carraipia.  Tras arduas labores de inteligencia se logró dar captura a tres hombres, entre ellos a un menor de edad, quien era utilizado para cobrar los dineros producto de las extorsiones.

Las capturas se realizaron cuando las tropas del Ejército sorprendieron  infraganti al momento de cobrar una extorsión al menor de 16 años, el cual portaba una granada de mano y quien  brindó información importante para la ubicación de los otros miembros que hacían parte de esta red.

Una vez ubicados se inicia un intercambio de disparos en donde se logra la captura de otros dos delincuentes. 

“Los capturados, identificados como Luis Fernando Castro Epiayu, colombiano, y Erwin Chester Ávila López de nacionalidad venezolana, se dedicaban a realizar cobros extorsivos y secuestros en Maicao. Así mismos estos sujetos son los responsables del secuestro del señor Oveimar Altuver Prada, el pasado 31 de marzo del 2017, Y que gracias al Ejército Nacional y demás organismos de seguridad se logró la liberación el pasado 12 de abril del presente año”, dice aparte del comunicado enviado por la fuerza púalica.

Al momento de las capturas, se les incautaron una granada de mano tipo IM26, una granada aturdidora y cuatro celulares; todo fue entregado a la fiscalía y los capturados fueron llevados ante el Juzgado Promiscuo Municipal de Uribía quien ordenó aseguramiento de la libertad en centro carcelario por los delitos de fabricación, tráfico, porte de armas de uso restringido y privativo de las fuerzas armadas, extorsión agravada, secuestro y uso de menores de edad para la comisión de delitos.

Leer más...

Sector Comercio y Policía se unen contra el secuestro y la extorsión

La extorsión a la que son sometidos los comerciantes de Valledupar, es uno de los flagelos que más preocupa al sector comercial y a las autoridades, quienes trabajan de la mano para combatirlo a nivel nacional.

Es así como fue firmado un acuerdo entre las Cámaras de Comercio del país y la Policía Nacional para crear un frente un frente de seguridad comercial para prevenir las acciones delictivas, acciones que también se adelantarán en Valledupar.

La decisión fue socializada y acordada entre el Presidente de ConfeCámaras y más de 125 Presidentes, integrantes de las Juntas directivas y delegados de la red de Cámaras de Comercio en Colombia, a nivel país, con el Director de la Policía Nacional, el Director de Seguridad Ciudadana y el Director del Gaula.

Esta nueva estrategia pretende tomar medidas sostenibles a través de mecanismos alternativos para enfrentar, de manera efectiva y eficaz, el secuestro y la extorsión, donde la Policía jugará un papel importante por su reacción frente a las denuncias de los comerciantes.

En el departamento del Cesar, las estadísticas son resaltadas por los hechos delictivos por los hechos delictivos que se registran en el sector empresarial del Departamento.

Leer más...

Policías extorsionan a médico por infringir norma de tránsito

Valledupar.-

Un galeno que labora para la Clínica del Cesar vivió un verdadero viacrucis el pasado fin de semana y lo más increíble de todo a manos de quienes supuestamente deben protegerlo: agentes de la Policía Nacional. Esta es la historia.

Como todos los días, Carlos Alfonso Quiñonez salió de su casa en su vehículo con rumbo a la Clínica del Cesar donde presta sus servicios como médico internista e intensivista. Como iba de afán, pues lo esperaba un paciente con urgencia en la unidad de cuidados intensivos, cruzó en amarillo el semáforo de la carrera 12 con calle 14. A la altura del palacio de Justicia, siendo aproximadamente las ocho de la mañana, dos patrullas motorizadas de la Policía Nacional lo interceptan, le obstruyen el paso y le hacen señales para que se orille en la vía. Carlos obedece y baja al vidrio de su vehículo y se dirige al agente de Policía explicándole que llevaba prisa porque debía atender un paciente en la UCI.

La respuesta del agente no se hizo esperar: “Ni usted ni nosotros somos familia de ese paciente. Entrégueme sus papeles.” Nuevamente Carlos obedeció y entregó su documentación, insistiéndole a los policías que, por favor, tuvieran en cuenta que el paciente esperaba de su atención.

Después de revisar su licencia de conducción y sus antecedentes, el intendente Jorge Martínez le dice al médico Carlos Alfonso Quiñonez que quedaba detenido por el delito de uso de documento falso, pues según él, la licencia de conducción de Alfonso Quiñonez era falsa y no aparecía registrada en el Registro Único Nacional de Tránsito, RUNT. Simultáneamente ordenó al patrullero Jonathan Carrasquilla ponerle las esposas al galeno. En ese momento el médico Carlos Alfonso Quiñonez entró en pánico. Se imaginó siendo detenido y recluido en una estación de policía todo el fin de semana y siendo reseñado por las autoridades.  Pero lo que más le preocupaba no era eso, sino el estado del paciente que esperaba su atención. Angustiado, acorralado y aturdido les dijo a los agentes que debía tratarse de un error pues tenía más de diez años de haber tramitado su licencia en el Tránsito de Barranquilla, ciudad donde cursó varias especializaciones.

Sin embargo, los agentes no cedieron la presión. Llamaron a la camabaja para que inmovilizara el carro y a las famosas neveritas, vehículos donde transportan a las personas detenidas. Ante esa situación, Carlos Alfonso Quiñonez suplicó casi llorando a los agentes que le “colaboraran” y que lo dejaran ir. Al escuchar esta palabra mágica “colaboración”, inmediatamente se les iluminó el rostro a los agentes de policía. Le dijeron a Carlos que la mencionada “colaboración” significaba la entrega de cinco millones de pesos. Carlos le expresó que no tenía esa cantidad de dinero. Y en su desesperación les ofreció los únicos dos millones de pesos que tenía disponible en el cajero.

Entonces, las mismas dos patrullas motorizadas que habían interceptado al médico Carlos Alfonso, ahora lo escoltaban, una adelante y otra atrás de su vehículo, para que no se volara, hasta llegar al cajero de Bancolombia ubicado en el centro comercial Valleplaza, al lado del reconocido almacén de Muebles Jamar, al norte de la ciudad (carrera novena).

Carlos se bajó de su vehículo, ingresó al cajero y retiró una suma cercana a los dos millones de pesos, ya que cabe recordar que el cajero de Bancolombia sólo admite tres retiros con monto máximo de $600.000 cada uno, para un total de $1.800.000.

Una vez salió del cajero, los agentes le hicieron señas que los siguiera y lo condujeron por la carrera novena hasta llegar al cruce del lote de la Electrificadora, donde doblaron con rumbo a la carrera cuarta, detrás de DPA. En un lugar desolado, hicieron detener de nuevo el vehículo, recibieron el dinero de Carlos y le devolvieron su licencia de conducción.

Carlos, aún muerto del susto, se fue rápido a la clínica del Cesar a atender a su paciente, pero después de que finalizó su turno, fue a denunciar la extorsión y el secuestro express, delitos de los que fue objeto por la propia Policía.

Vea a continuación la denuncia interpuesta.

Leer más...

Autoridades desmantelaron tres bandas que tenían azotados a los comerciantes de Valledupar

Un total de tres bandas delincuenciales dedicadas al delito de extorsión, fueron desarticuladas por la Policía Nacional; la acción fue lograda luego de que representantes de empresas y comerciantes instauraran las respectivas denuncias y las autoridades lograron que a tres de los capturados le fuera expedida circular azul de Interpol.

Estos grupo ilegales denominados ‘Los Chamos’, ‘Los Jordan y ‘Los de la 22’, estaban conformados por catorce personas, quienes diariamente cobraban una suma de dinero a cada comerciante o transportador que ingresaba o permanecía en barrios seleccionados de la ciudad. Con esta información como base, el grupo Gaula y la Fiscalía iniciaron labores de investigación, dando con la captura de los sujetos, así lo dio a conocer el coronel Diego Rosero, comandante de Policía Cesar.

El primer operativo conjunto entre el Gaula y la Fiscalía 47 Especializada Bacrim, permitió la aprehensión de la banda ‘Los Chamos’, conformada, según las autoridades, por Dorian Enrique Durán Nieves, Jonatán Javier Guerrero, Edgardo José Baquero Cáceres, Wilson Gregorio Zapata Ortiz, y Faber David Alonso Asis, quienes supuestamente extorsionaban a comerciantes en los barrios Nuevo Milenio, Altos de Pimienta, Nando Marín y Nueve de Marzo, y por lo que fueron judicializados por los delitos de extorsión agravada.

El segundo golpe asestado con el apoyo de la Fiscalía Tercera Especializada, fue contra Javier Morales Caballero, Sergio Andrés Trujillo Torres, Aristides Manuel Arias Arias, Andrés David Jiménez Torres, Jesús David Rodríguez Navarro y Nestor David Vuelvas Mejía, quienes presuntamente conformaban la banda ‘Los Jordan’ y extorsionaban en el sector conformado por Villa del Rosario, Mareigua, San Martín, La Nevada y Divino Niño.

Finalmente, en el mismo sector de la banda anterior, al parecer tenían incidencia Ricky Martín Montero Mendoza, Antulis José Montero Mendoza, y Carlos Andrés Guevara Baute, señalados de pertenecer a la banda ‘Los de la 22’, encargados de amenazar a los vendedores si no accedían a sus pretensiones económicas.

Según indicó el alcalde de Valledupar, Augusto Ramírez Uhía, estos operativos hacen parte de la lucha frontal contra los delitos que generan inseguridad en la ciudad, pero que con estas capturas se demuestra que no quedaran en la impunidad.

De los capturados, dos fueron notificados en centro hospitalario.

Leer más...
Suscribirse a este canal RSS
Bookmakers bonuses with gbetting.co.uk click here